sábado, 19 de julio de 2008

Tristeza vertebral


Para Pacaju


Una tristeza vertebral
Me embiste a él
Porque soy yo
No hay nadie más cursi
En esta noche
Que sea capaz de ordeñar
A la luna por tus pechos

En este mismo instante
drásticamente cursilíneo
No me arrepiento de
Haber tomado al
Polvo por los cuernos
Ni de llorar a dípteros
Sobre tu frente

De la cursilería que invoco
No me dejes caer
Atrápame si puedes
En mi sangre
Y deja que la noche
Lance monedas al fondo
de mi bípeda historia

Hoy no sé distinguir
Entre desgracia y suerte
O hallar la distancia más corta
Entre un latido cursi
Y una arteria en oleaje
O un fusible de luz
Y una seminalmente angustia

Sólo puedo decirte
Que no puedo desandar
Nunca más por tu ombligo
Y aunque me suene cursi
Y tu mirada hierva de
Amaneceres el desierto
En este cuasicursi discurso
Delante de la gente
mastico lentamente
Tu más recursi vértebra

Perdón por ser tan cursi
Por arroparme en ti
Por renacer en tu hombro
Exagero y lo sé
Pero está dicho por él
Que soy yo mismo
Un pobre cursinómano
A punto de emigrar a tu sueño. JLV

4 comentarios:

Dragon de Azucar dijo...

'No hay nadie más cursi
En esta noche
Que sea capaz de ordeñar
A la luna por tus pechos'

Qué bella imagen que creaste con estas pocas palabras. ¡Muy bien! Sigue así, quiero leer muchas más cosas de tu pluma

JLVasconcelos dijo...

Hace un momento estaba en Proyecto y ve nomás, esa energía cronal.

Salutes.

ALY dijo...

...De la cursilería que invoco no me dejes caer...

Caer de la cursilería, caer de la melancolía, de la tristeza, de infinito dolor del amor es darse en la cabeza tres balazos de realidad, es andar con un corazón sin horizonte y sin sangre, es negar las bocanadas de palabras que se nos vienen cuando vemos sus ojos...en el recuerdo, a lo lejos de nuestro alcance

Caer de la cursilería, caer de cabeza contra el mundo;contra el mundo de los estúpidos rinocerontes descorazonados...caer, caer, morir...

JLVasconcelos dijo...

Aly:
Gracias por leer y por dejar testimonio de tu fuerza poètica.
Un saludo.